viernes

WILD BILL


Título original
Wild Bill
Año 1995
Duración 97 min.
País Estados Unidos
Director
Walter Hill
Guión
Walter Hill
Música
Van Dyke Parks
Fotografía
Lloyd Ahern
Productora MGM

Reparto

Jeff Bridges, Ellen Barkin, John Hurt, Diane Lane, David Arquette, James Remar, Bruce Dern, Christina Applegate

James Butler "Wild Bill" Hickok fue un legendario pistolero del Oeste americano. En Kansas fue un servidor de la ley, participó en el Show Cody's Wild West de Buffalo Bill y protagonizó varios duelos que lo hicieron famoso.

Walter Hill junto con Clint Eastwood, Lawence Kasdan y Kevin Costner, son los últimos nostálgicos del Western, un género casi desaparecido y que estos cuatro directores nos han ofrecido en pequeñas pero sugestivas dosis. Hill nos deleitó a principios de los 80 con otro respetable film como fue “Forajidos de leyenda”, en los 90 nos brindó esta notable cinta que nos narra los últimos días del salvaje Bill Hitcock, magistralmente interpretada por Jeff Bridges. Llama la atención que la película dure 90 minutos, estando como estamos acostumbrados a ver como se superan las dos horas de metraje, creando la falsa sensación de que por extender más se incrementa la calidad, algo totalmente erróneo.

Hill es directo y contundente en su exposición del personaje, desde el principio se muestra su naturaleza violenta y facilidad para encontrar problemas que en ningún caso rehúsa afrontar. Tampoco muestra ningún tipo de simpatía por el personaje mostrado frío, instintivo y extremadamente egoísta en sus relaciones con los demás. El desarrollo de la misma se centra en un efímero presente que recurre a excelentes flashbacks en blanco y negro que describen acontecimientos puntuales de su vida como pistolero y ocasional Sheriff. Detallista y puntuosa en su dirección artística nos ofrece localizaciones perfectas y plausibles de la época, en especial de Deadwood, lugar en el que termina sus días. Excelente igualmente resulta el acertado reparto (Ellen Barkin, John Hurt, Diane Lane, James Remar...) y por supuesto a la cabeza un Jeff Bridges de oscar, en un apasionante y radiante western.

Wild Bill Hickok

James Butler Hickok (27 de mayo de 1837 – 2 de agosto de 1876), llamado Wild Bill ("Bill el Salvaje"), fue hijo de William Alonzo y Polly Butler Hickok, explorador, aventurero, jugador, pistolero y Marshall de los Estados Unidos. James Hickok nació en el seno de una familia baptista que no veía con buenos ojos las aficiones del joven por las armas y las peleas. Aunque hizo lo que pudo por ayudar al mantenimiento de la granja familiar, su padre siempre le vio como un soñador que no dejaba de pensar en el romanticismo del Viejo Oeste estadounidense.

En 1855 Hickok comenzó a trabajar como conductor de diligencia, un empleo duro y de mucho riesgo. Perseguido por la ley, se hizo llamar Bill Hickok, para poder hacerse pasar por su hermano William en caso de apuro. Pronto fue conocido como Wild Bill (Bill el Salvaje). Tras esa etapa, James Butler Hickok, ya definitivamente llamado Bill, solicitó y obtuvo cargos de comisario en pueblos de Nebraska y Kansas. Combatió en el ejército de la Unión, y tras la guerra adquirió cierta fama como explorador, tirador y tahúr profesional. Entre sus actividades como sheriff y su pasión por el juego, Hickok estuvo implicado en numerosos tiroteos, hasta que finalmente murió asesinado durante una partida de póker en un saloon de Deadwood (Territorio de Dakota), a manos de un jugador resentido llamado Jack McCall, quien le disparó un tiro en la nuca. Según la leyenda, en el momento de ser asesinado tenía una doble pareja de ases y ochos; desde entonces, esta jugada es conocida como "La Mano del Muerto". Su apodo ("Wild Bill" significa "Bill el salvaje") ha inspirado multitud de apodos similares en otros personajes también llamados William (aunque, en realidad, éste no era su nombre) que han destacado por su arrojo en sus respectivas áreas. El caballo de Hickok se llamaba Black Nell, y sus armas favoritas fueron dos revólveres Colt 1851 Navy con empuñadura de marfil, aunque casi siempre utilizó otras en los duelos que le hicieron célebre.

Wild Bill Hickok nació con el nombre de James Butler Hickok en Homer (Illinois)1 el 27 de mayo de 1837. En el lugar donde nació se levanta actualmente el Wild Bill Hickok Memorial, un edificio declarado patrimonio cultural bajo el amparo de la Agencia de Preservación Histórica de Illinois. Durante su niñez, la granja de su padre era una de las paradas del Ferrocarril subterráneo (Underground Railroad), y allí aprendió a disparar, protegiendo con su padre la granja de los cazadores de esclavos. Hickok manifestó su habilidad para el tiro desde una edad muy temprana.

En 1855, con 18 años, Hickok se desplazó al territorio de Kansas a raíz de una pelea con Charles Hudson, que resultó con ambos contendientes cayendo a un canal. Pensando erróneamente que había matado a Hudson, Hickok huyó y se unió al ejército de vigilantes del Estado Libre del general Jim Lane (conocido popularmente como The Red Legs, "los piernas rojas"). Allí conoció a un jovencísimo William Cody, quien con el tiempo sería conocido como Buffalo Bill. En aquel momento tenía 12 años y trabajaba como explorador para el ejército de Johnston en la Guerra de Utah.2 A los 21 años, Hickok fue elegido policía de Monticello Township. Debido a"su nariz en pendiente y su protuberante labio superior", Hickok fue apodado por entonces "Duck Bill". En 1861, tras el incidente con los McCanlers, y ya con su característico mostacho, empezó a ser conocido por su apodo más perdurable: "Wild Bill".

En 1857, Hickok reclamó una propiedad de 160 acres (65 hectáreas) en el condado de Johnson, Kansas (hoy convertido en la ciudad de Lenexa),5 donde junto a otros 3 voluntarios fue elegido policía de Monticello Township, condado de Johnson, el 22 de marzo de 1858. En 1859 se unió a la compañía de transportes Russel, Waddell & Majors como conductor. Al año siguiente fue gravemente herido por un oso y fue enviado a la estación de Rock Creek, de Nebraska -propiedad que la compañía había comprado hacía poco a David McCanles- para trabajar durante su recuperación. En 1861 estuvo implicado en un tiroteo en la estación Rock Creek en el que se jugó la vida contra la banda de los McCanles, después de que David McCanles (40 años), su hijo William Monroe (12 años) y dos granjeros llamados James Woods y James Gordon se presentasen en la estación para exigir un segundo pago debido a una ampliación de las instalaciones. El hecho es aún objeto de discusión, pero se conservan las actas del juicio en el que Hickok, el jefe de estación Horace Wellman, su mujer, y un empleado (J.W. Brink) fueron absueltos por actuar "en legítima defensa". Según Joseph G. Rosa -uno de los principales biógrafos de Hickok- el disparo que abatió al mayor de los McCanles procedía del interior del edificio. Se desconoce quién realizó ese disparo, pero Rosa señala que Wellman tenía más de un motivo para matar a McCanles, una teoría que está reforzada por el propio testimonio del hijo de McCanles. Había también una mujer en la casa, presumiblemente armada con una escopeta. McCanles fue el primer hombre que Hickok declaró haber matado en duelo. Más adelante, y en varias ocasiones, Hickok tuvo que matar a algunas personas en duelo singular.

Cuando estalló la Guerra Civil, Hickok se alistó en el ejército de la Unión, y sirvió durante un año, principalmente en Kansas y Missouri. Se labró una notable fama como explorador. Después de la guerra, Hickok se convirtió en explorador del renovado Ejército de los Estados Unidos, y durante algún tiempo fue marshal militar. Por aquel entonces ya era un jugador profesional, cuya fama le llevó a ser incluso entrevistado por Henry Morton Stanley en 1867. Durante la Guerra Civil, Buffalo Bill trabajó como explorador, junto a Robert Denbow, David L. Payne y el mismo Hickok. Después del conflicto, los cuatro amigos se dedicaron a la caza del bisonte. Payne finalmente se fue a Wichita, Kansas, en 1870; Denbow se le uniría un poco más tarde y Hickok se convirtió en sheriff de Hays, en ese mismo estado. En 1873, Buffalo Bill Cody y Texas Jack Omohundro ofrecieron a Hickok unirse a los "Scouts of the Plains", una compañía organizada a raíz de su éxito anterior.7 Hickok y Texas dejarían el show, que se convertiría en 1882 en el "Buffalo Bill's Wild West Show".

El 21 de julio de 1865 en la ciudad de Springfield (Missouri), Hickok mató a Davis Tutt, Jr. en un duelo singular. La ficción ha vuelto común ese tipo de duelos, basados en la velocidad a la que podía desenfundar un pistolero. Sin embargo, Hickok protagonizó de hecho el primer caso documentado de este tipo de pelea.9 Hickok había conocido a David Tutt a principios de 1865, jugando a las cartas en esa misma ciudad. Tutt, que había luchado en la guerra civil en la Confederación, solía prestar dinero a Hickok durante sus timbas de póker. Aunque en un principio tuvieron buena relación,10 la tensión saltó entre ellos a causa de una mujer. Por otra parte, se dice que Hickok tuvo algún tipo de relación con la hermana de Tutt,[cita requerida] quizás con un niño como resultado,[cita requerida] hecho que indudablemente exacerbó el antagonismo surgido a raíz de la disputa por la entonces novia de Hickok: Susannah Moore. El hecho es que Hickok se negó a seguir jugando a las cartas con Tutt, y éste se vengó "financiando" a sus rivales en un intento por llevarle a la ruina económica. Según la fuente más aceptada, la pelea se inició cuando Tutt estaba aconsejando a un oponente de Hickok durante una partida de cartas. Hickok tuvo una racha de buena suerte, y el frustrado Tutt le exigió la devolución de 40 dólares que le había prestado, a lo que Hickok no se negó. Tutt entonces exigió el pago de otros 35 dólares adeudados, petición a la que Hickok se negó, en tanto que tenía un documento firmado probando que la deuda ascendía a 25 dólares. Tutt tomó el reloj de Hickok, que estaba sobre la mesa, en concepto de pago de la deuda, a lo que Hickok reaccionó advirtiéndole de que no se lo pusiera; de hacer eso tendría que dispararle. Al día siguiente, a las 6 de la tarde, Tutt entró en la plaza mayor de la ciudad luciendo ostentosamente el reloj de Hickok. Éste apareció por el otro extremo de la plaza, se encararon y dispararon casi a la vez. Tutt falló, pero la bala de Hickok atravesó el corazón de Tutt a una distancia de casi 68 metros. Tras tambalearse unos segundos, Tutt se desplomó muerto.

El jurado le declaró finalmente no culpable, un veredicto que no fue muy popular en aquel momento.
Algunas semanas después, Hickok fue entrevistado por el coronel George Ward Nichols. La entrevista fue publicada en el Harpers New Monthly Magazine. Usando el nombre "Wild Bill Hickok", el artículo citaba centenares de personas a las que Hickok había asesinado, entre otras informaciones exageradas. Se desató cierta polémica que acompañó a Hickok allá donde aparecía, y motivó que otros periódicos fronterizos redactasen diversas refutaciones. Según se desprende de otras fuentes, en aquel momento Hickok había matado a cinco personas (una por accidente), había participado en la muerte de otras tres, y herido a uno más. En septiembre de 1865, Hickok quedó segundo en la elección de Marshal de Springfield. Dejó la ciudad y fue con una carta de recomendación hacia Fort Riley (Kansas), donde fue nombrado Marshal Diputado de los Estados Unidos. Era la época de las Guerras Indias, que tenían en las grandes llanuras su campo de batalla, por lo que Hickok actuó con frecuencia como explorador para el ejército del Custer en el 7.º Regimiento de Caballería.
En 1867 Hickok regresó de los territorios fronterizos y se dirigió a las cataratas del Niágara, donde arrancó un espectáculo en el que exhibía su puntería. Hickok demostró ser un pésimo actor y regresó al Oeste. En 1868 presentó su candidatura para sheriff de Ellsworth County (Kansas) pero fue derrotado por el soldado retirado E. W. Kingsbury. Finalmente, fue elegido sheriff de Ellis County, en el mismo estado, el 23 de agosto de 1869.14 En su primer mes de ejercicio, Hickok mató a dos hombres en Hays, Kansas. El primero fue Bill Mulvey, quien sorprendió a Hickok sin tiempo a desenfundar. Hickok dirigió la mirada detrás de su rival y exclamó "¡No disparéis, chicos!", distrayendo momentáneamente a Mulvey y ganando el tiempo necesario para desenfundar y disparar.2 El segundo fue un vaquero local llamado Samuel Strawhun, quien sacó su revólver después que Hickok en un salón en donde el vaquero estaba causando problemas antes de que se presentase el sheriff.15 El 17 de julio, de 1870, también en Hays, Hickok se vio envuelto en un tiroteo con soldados irregulares que procedían del 7º Regimiento de Caballería. Hickok causó un herido e hirió de muerte a otro, John Kyle16 Más tarde Hickock no obtuvo la reelección.

El 15 de abril de 1871 se convirtió en marshal de Abilene, sucediendo en el cargo a Tom "Bear River" Smith, que había sido asesinado el 2 de noviembre de 1870.17 De cualquier modo, Hickok confraternizó con el forajido John Wesley Hardin, que pasaba por Abilene en 1871. En su biografía de 1895, publicada tras su muerte (19 años después de la de Hickock), Hardin afirmaba haber desarmado a Hickok utilizando una conocida treta18 durante un fallido intento de detención en un salón, causado por su negativa a ir desarmado. Esta historia se ha considerado generalmente apócrifa, o al menos bastante exagerada, pues Hardin fanfarroneaba sobre la imagen de Hickok indefenso cuando se sabe que era un mentiroso compulsivo, además de psicópata. De hecho, tenía idealizado a "Wild Bill" y se identificaba con él. Por otra parte, también se sabe que cuando un primo de Hardin, llamado Mannen Clements, estuvo encerrado por la muerte de dos vaqueros Hickok aceptó la petición de Hardin para "arreglar" su evasión.20 Mientras trabajaba en Abilene, Hickok también tuvo un enfrentamiento con el propietario de un salón local, llamado Phil Coe. Coe había sido el socio empresarial de un conocido pistolero llamado Ben Thompson, eran copropietarios del Bulls Head Saloon local. El 5 de octubre de 1871, Hickok asistía a una pelea callejera desde cierta distancia, cuando se oyó la detonación de dos disparos realizados por Coe. Hickok le arrestó inmediatamente por disparar un arma dentro de los límites de la ciudad. Coe explicó que estaba disparando a un perrol callejero pero repentinamente volvió su arma hacia Hickock, quien disparó primero, causándole la muerte. Hickok percibió cierto movimiento que se aproximaba desde su espalda, y con un rápido giro realizó dos disparos preventivos. De este modo alcanzó y mató accidentalmente al marshal Mike Williams, quien estaba acudiendo en su ayuda. Esta muerte accidental quedó para siempre en la memoria de Hickock.

Las armas preferidas de Hickok eran un par de Colts .36 Navy Model, de 1851, que llevó hasta el día de su muerte. Eran plateadas con empuñadura de marfil, y tenían grabado la leyenda "J.B. Hickok 1869" (sic). Las pistolas fueron un regalo que le hizo el senador, y futuro Presidente de los Estados Unidos, Henry Wilson, de Massachusetts, como recompensa por sus servicios de explorador para una partida de caza. De cualquier modo, Hickok recurría a armas de mayor calibre cuando esperaba algún duelo. Para el tiroteo con Tutt utilizó un par de Colts .44 Dragoon, y en el enfrentamiento con Coe usó otro par de Colts .44 Army, modelo 1860. Siempre llevaba sus armas "del revés", con la empuñadura sobresaliendo hacia delante desde el cinturón o la correa (dependiendo de que vistiese "de calle" o un traje de piel); nunca usó pistoleras propiamente, sacaba el revólver con un giro reverso, como había un soldado de caballería. En 1876, un doctor de Kansas City (Missouri) diagnosticó a Hickok un glaucoma y oftalmia, una afección que en aquel tiempo se asociaba con enfermedades de transmisión sexual. Un análisis contemporáneo sugiere que Hickok padeció de tracoma, una enfermedad de la vista generalizada en la época. Al parecer, tanto su puntería como su salud se resintieron durante algún tiempo, y a pesar de que aún podía obtener ciertos beneficios gracias al juego y a esporádicas exhibiciones de puntería, fue detenido en diversas ocasiones por vagabundear. El 5 de marzo de 1876, Hickok se casó con Agnes Tatcher Lake, una propietaria de circo de unos 50 años. Calamity Jane afirmaba en su autobiografía que ella había estado casada con Hickock, y que accedió a divorciarse para permitirle ese matrimonion con la señora Lake. Como muchas otras declaraciones de Jane, ésta se considera una exageración cuando no simplemente una mentira. Hickok pronto dejó a su nueva novia para buscar fortuna en los yacimientos de oro de Dakota del Sur.

El 2 de agosto de 1876, queriendo jugar una partida de póker en el Nuttal & Mann's, el salón nº 10 de Deadwood (Dakota del Sur), en las Black Hills, Hickok no encontró un asiento en el rincón de la sala, que era donde habitualmente se sentaba, en previsión de un ataque por la espalda. Por ello "Wild Bill" se sentó de espaldas a una puerta, con otra delante. Esta aparente conducta paranoica estaba justificada: Un antiguo oponente de póker, Jack McCall, entró al poco por la puerta y le descerrajó un tiro con un revólver de calibre .50 en la cabeza. La leyenda dice que en aquel momento Hickok tenía dobles parejas de ochos y ases, mientras que la quinta carta no se conoce o no se había repartido aún. Lo cierto es que esa mano se ha conocido como la "mano del muerto", y desde entonces se asocia a la mala suerte en el juego.25 103 años después, el nombre de Hickok se inscribió en el Hall of Fame del póker.

Las causas del asesinato aún son objeto de discusión. McCall podía haber actuado movido por simple avaricia, o quizás como resultado de una discusión reciente. La teoría más aceptada sugiere que McCall se había sentido insultado, por un pequeño regalo que había recibido de Hickok "para el desayuno" después de haber perdido una suma considerable jugando contra él al póker. En el juicio celebrado en el mismo Deadwood, de dos horas de duración y con un jurado compuesto por mineros locales y hombres de negocios, McCall afirmó que había actuado movido por venganza, ya que Hickok había asesinado a su hermano. Se le declaró absuelto -quizás por el dudoso marco legal de la ciudad, fronteriza en más de un sentido-, lo que causó una célebre editorial del periódico local, el Pionero de las Montañas Negras: "Si tuviésemos el infortunio de haber matado a un hombre...simplemente deberíamos pedir que nuestro juicio se celebre en alguno de los campamentos mineros de estas colinas". McCall fue posteriormente detenido tras haber ido fanfarroneando por su acción. El nuevo juicio celebrado no consideró el primer proceso, ya que en aquel tiempo Deadwood no estaba oficialmente reconocida como ciudad incorporada a los EE. UU., y legalmente se levantaba sobre un terreno propiedad de la reserva india. El segundo juicio, celebrado en Yankton (Dakota del Sur) contó con la asistencia de un hermano de Hickock, Lorenzo Butler Hickock, que viajó desde Illinois para seguir el proceso. Lorenzo se entrevistó con McCall después del juicio y no notó ningún arrepentimiento en él. Finalmente, McCall fue juzgado culpable. McCall fue colgado el 1 de marzo de 1877 y enterrado en el cementerio católico romano. Cuando el cementerio se reemplazó, en 1881, se tuvo que exhumar su cuerpo, y se observó que el lazo de soga aún estaba alrededor de su cuello. El asesinato de "Wild Bill" y la captura de Jack McCall se interpretan cada noche estival en Deadwood.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada